Clío en el espejo

¡Hola, bienvenid@!. Cada uno de nosotros construye y, a la vez, es construido por su historia en el espejo. Y la historia siempre llega a ser diáfana. Espero conocer de tus historias, aquí comparto de las mías. Muchas gracias por la visita. ¡Éxitos y bendiciones!

Lo último

Una figura importarte del Siglo XIX


Una figura importarte del Siglo XIX

Cuando estudié Historia en la UCV, nunca tuve la oportunidad de realizar algún trabajo sobre Simón Bolívar, El Libertador. Se argumentaba en la Escuela que ya sobre Bolívar se había escrito demasiado (lo mismo se decía sobre la WWII que también era uno de los temas que más me apasionaba) y a la sazón sobre lo único que se podía escribir de Bolívar era para desmitificarlo y bajarlo del altar en que lo había colocado la historiografía oficial y la no tan oficial -pero considerado también ya agotado-, cosa que me parecía bien en aras de contribuir de la mejor forma a generar un conocimiento histórico no laudatorio y no sesgado, pero que restringía ampliamente el análisis sobre El Libertador. Así que, y sin querer hacer ejercicios laudatorios a este venezolano del mundo como lo es Simón Bolívar –a quien no niego le tengo mucha admiración y respeto, y es de mis personajes históricos predilectos-, voy a aprovechar para desarrollar en este blog algunos análisis sobre la vida y obra de Simón Bolívar, comenzando con destacar el hecho de que en una vieja votación online en la BBC de Londres, de la cual me entero hasta hace poco, se eligió a Bolívar como uno de los personajes históricos más importantes. Un concurso por cierto muy contrastante, en el que resultó ganador Rubén Darío, el gran poeta nicaragüense, quizá el personaje menos polémico y más del gusto de todos entre los votados (Rubén Darío: 82.524 votos, Simón Bolívar: 49.237 votos, Augusto Sandino: 1.455 votos, Ernesto "Che" Guevara: 872 votos, Fidel Castro: 794 votos, Juan Pablo II: 746 votos, Violeta de Chamorro: 656 votos, Augusto Pinochet: 284 votos, Víctor Raúl Haya de la Torre: 245 votos, Diego Armando Maradona: 238 votos. Ver: http://www.bbc.co.uk/spanish/extra9912mileniopersonajetapa.shtml). Los organizadores del concurso le dieron crédito a Rubén Darío “por la pluma” y a Bolívar “por la espada”.

Como venezolana, la vida y obra de Simón Bolívar me es muy conocida ya que, desde temprano en los primeros años de la escuela acá en Venezuela, le estudiamos con diligencia, aunque sea  de esa forma de historia que tanto hay que buscar evitar, esa de fechas y nombres. Así, conocemos desde muy mozos la suerte de cartilla que comienza con que “Simón José Antonio de la Santísima Trinidad Bolívar y Palacios nació en Caracas el 24 de julio de 1783 y murió en Santa Marta, Colombia el 17 de diciembre de 1830”, y se extiende en toda su historia familiar, su infancia, adolescencia, su edad adulta con sus glorias y fracasos y finalmente su prematura muerte a la edad de 47 años.

La reseña que hacen los organizadores del concurso mencionado arriba, la cual transcribo debajo y puede ser consultada en http://www.bbc.co.uk/spanish/extra9912mileniopersonajebolivar.shtml resulta una sucinta y concisa biografía de El Libertador, que además aporta elementos críticos:

--------------------

Simón Bolívar 
Vivió sólo 47 años, suficientes para ser conocido como un hombre de fina cultura y agudo pensamiento político. En menos de 20 años logró la independencia de cinco naciones, hoy seis: Venezuela, Colombia, Ecuador, Perú, Bolivia y Panamá.



Simón José Antonio de la Santísima Trinidad Bolívar y Palacios, más conocido como Simón Bolívar, el Libertador, nació el 24 de julio de 1783. Su ciudad natal, Caracas, era entonces la capital de la Capitanía General de Venezuela, provincia del imperio español en América.

Su infancia
Bolívar era el cuarto hijo de una poderosa clase social, los "mantuanos", que dentro de la provincia tenían la primacía en todo, excepto el pleno poder político.

Su padre, Juan Vicente Bolívar Ponte, murió cuando tenía dos años. Su madre, María de la Concepción Palacios Blanco, falleció cuando había cumplido nueve años.

Si bien no tuvo privaciones, Bolívar sintió la orfandad, señalan los historiadores, y tal vez por ello dictó años después un decreto para proteger a la infancia desvalida.

El encuentro con Simón Rodríguez

Simón Bolívar asistió a la Escuela Pública, regentada entonces por el educador venezolano Simón Rodríguez, hombre de ideas pedagógicas y sociales progresistas, quien ejercería luego una profunda influencia sobre su persona.
Con la muerte de sus padres y abuelos, vivió bajo la tutoría de su tío, Carlos Palacios, con quien no se llevaba bien. A los 12 años se fugó de su casa para ir a vivir con su hermana, María Antonia y su esposo.

El hecho sucitó un conflicto que terminó cuando Bolívar, a pesar de su resistencia, fue conducido a la casa de su maestro Simón Rodríguez.

Su personalidad se vio en aquél entonces. Cuando buscaron trasladarlo a la casa de Rodríguez afirmó que se podría disponer de sus bienes pero no de su persona, pues en ésta sólo mandaba él.

Sin embargo, el joven Bolívar tuvo que ceder y en estas circunstancias, Rodríguez se dispuso a educarlo, ganando su confianza y amistad, que duraría toda la vida.

Europa, el amor, el dolor y la promesa

Antes de cumplir los 16 años, Bolívar emprende viaje a España, donde perfeccionó sus conocimientos bajo la dirección de sus tíos Esteban y Pedro Palacios y el Marqués de Ustáriz, su mentor intelectual.
Aprende francés, perfecciona sus conocimientos de historia, matemáticas y otras materias. Además se convirtió en hombre de mundo, aprendiendo esgrima, baile y frecuentando tertulias y salones en la corte.

Fue allí donde conoció a María Teresa Rodríguez del Toro y Alaiza, joven española de la que se enamoró profundamente. "Amable hechizo del alma mía", le decía en sus cartas.

El 26 de mayo de 1802 contrae matrimonio y en julio de ese año llega a Caracas con su esposa para administrar sus bienes.

Su felicidad duró poco: en enero de 1803 María Teresa, el hechizo de Bolívar, moría víctima de la fiebre.
A fines de ese año Bolívar retorna a Europa y en la primavera de 1804 se establece en París, Francia. Allí lleva una intensa vida social y mantiene un romance con una dama francesa que se decía su prima, Fanny Du Villars cuyo salón frecuentaba y al cual acudían políticos, militares, diplomáticos, científicos y negociantes.

Es en esta ciudad, en la que ya gobernaba Napoleón, donde Bolívar se reencuentra con su mentor Simón Rodríguez.

Con él emprende viaje a Italia y en la cima del monte Sacro jura no descansar hasta lograr la independencia de Hispanoamérica. Comenzaba el camino del Libertador.

La independencia
En 1807, Bolívar está de regreso en Venezuela y desde esa fecha comienza a reunirse con sus amigos planeando los primeros pasos de la independencia.

El movimiento se consolida en 1810 y para julio de 1811, Venezuela -bajo el rol protagónico de Bolívar- declara la independencia.

A partir de allí, surge el temple y la constancia de Bolívar. Por más de diez años, llevará adelante una serie de campañas buscando su objetivo. Debió salir exiliado varias veces y volvió otras tantas.
En uno de sus regresos, en 1813, es nombrado con el título de Libertador, tras una fulgurante operación conocida como la Campaña Admirable, donde Bolívar mostró su genio militar.

Pasarán varios años todavía, para que logre su objetivo. Las batallas de Boyacá, Carabobo, Pichincha, Junín y Ayacucho, consolidan su sueño de ver a América libre del yugo español.

En medio de la guerra, conoce a Manuela Sáenz, "la amable loca" como la denominó y que pasó a ser la "libertadora del libertador", al salvar su vida años después.

El fin
Pero Bolívar no sólo buscó la independencia, buscó construir una nueva sociedad y estructura política.

En los diferentes congresos que promovió, como Angostura, expuso su idea de una nación de varias repúblicas.

Comprendió que la unidad era el camino para sostener a las nuevas repúblicas.
Dictó varios decretos de reforma social, buscó abolir la esclavitud y mejorar la condición de la población indígena.

Sin embargo, sus esfuerzos no tuvieron el eco necesario. Su sueño de la Gran Colombia, que había creado en las guerras de la independencia se desvaneció ante sus ojos.
Las naciones hispanoamericanas se separaron y fue acusado de tirano y usurpador. Al final, debió renunciar y partir al exilio nuevamente, quebrantado y enfermo.

Su vida acabó el 17 de diciembre de 1830, pensó que había "arado en el mar".

Su legado

Bolívar no pudo completar sus objetivos en vida, pero dejó un legado.
El historiador venezolano, Manuel Caballero, indica que el Libertador inventó una realidad y buscó soluciones para su tiempo.
Carlos Toranzo, analista político y director del Instituto Latinoamericano de Investigaciones Sociales en Bolivia, considera que el legado de Bolívar puede resumirse en cuatro puntos: la idea de libertad, su concepto de integración, su republicanismo y la importancia de la educación para el desarrollo de los pueblos.
Todos estos elementos son prioridades en la Latinoamérica de hoy, más de cien años después de la muerte del Libertador.

--------------------

El Libertador, al ver su sueño de la Gran Colombia destruido llegó a decir con dolor: “He arado en el mar”. Tristemente hoy, a casi 185 años de su aciaga partida, Bolívar diría lo mismo.

Para culminar este post, les dejo debajo  la reflexiva “Canción Bolivariana” escrita por el músico, compositor y cantante venezolano Alí Primera:

Canción Bolivariana
Autor: Alí Primera (1941-1985)


Bolívar bolivariano
no es un pensamiento muerto
ni mucho menos un santo
para prenderle una vela

Un niño de Venezuela
tuvo un encuentro con él
puede ser imaginario
pero pudo suceder

Y esto lo conversaron
Bolívar y el carajito
debajo de un arbolito
que se salvó de la quema
debajo de un arbolito
que se salvó de la quema

Niño: "No es verdad Simón Bolívar
que al hacer tu juramento
histórico en Monte Sacro
no pensaste que tu brazo
hoy se sintiera cansado
de tantos que se han colgado
para escudarse en tu nombre."

Bolívar: "Hay razón en lo que dices
yo frente a Simón Rodríguez
juré liberar mi patria
y tal vez por inocencia
no la soñé gobernada
por indignos de mi herencia."

Niño: "Al pueblo tratan de quitarle la memoria
por eso al gringo Henry Clay
quien te insultó en tu vida y en tu muerte
le levantaron una estatua en nuestra Patria
y la doctrina latinoamericana
que acrisolaste en tu carta de Jamaica
le han disminuido su esencia
patriota y libertaria,

¡ah! si vieras el destino
de los pueblos que liberó tu espada
su mayor libertad
es la de morirse de hambre
pisoteados por la bota norteña
sobre la que nos alertaste."

Bolívar: "Los Estados Unidos parecen destinados
por la Providencia a plagar la América
de miserias en nombre de la libertad."

Niño: "Hoy acudimos a tu idea visionaria
al anti-imperialista pensamiento de tu frente,
disculpa que te trate de tú
pero para ser mi Libertador
tuviste primero que ser mi amigo
grandioso capitán navegando hacia Angostura
con la cara mojada por el Padre Rio
jamás en la historia de la Patria
hubo tantos borrones sobre un papel escrito
y el amor por el pueblo llevado a tanta altura."

Y Bolívar sonreído
y lleno de comprensión
le saltaba el corazón
por lo que estaba escuchando.

Y mirando fijo al niño
del escolar sin escuela
dijo: Toma mis espuelas
que hay que jinetear de nuevo
tú te vas de pueblo en pueblo
a despertar a la gente
que alcen más y más la frente
para merecer la gloria
de hacer de nuevo la historia
liberando al oprimido
que si el pueblo está dormido
nunca ganará la gloria.

Niño: "Bolívar, en Birongo
allá por Barlovento
hay una placita con tu nombre
y prohíben visitarla sin camisa
para que veas que nuestras leyes
las dictan los de frac y de levita
en contra de los descamisados.

Bolívar: "... y se olvidan que yo usé camisa prestada
cuando estuve en Santa Marta..."

Niño: "Y lo peor es que a mi pueblo
ya lo están dejando sin Bolívar."

Bolívar: "¿Lo están dejando sin moneda carajito?."

Niño: "Sin conciencia Libertador, sin conciencia.
El pueblo en su engaño
cree que la alta burguesía,
va a llevarte flores al Panteón Nacional
cada Aniversario de tu muerte."

Bolívar: "Y entonces ¿a qué van, pequeño compatriota?."

Niño: "A asegurarse que estés bien muerto
Libertador, bien muerto.

Y Bolívar sonreído
y lleno de comprensión
le saltaba el corazón
por lo que estaba escuchando.

Bolívar: "El resultado es claro
la burguesía es hija de la Colonia y viceversa
la opresión está reunida en masa
bajo un solo estandarte
Y si la lucha por la libertad se dispersa
no habrá victoria en el combate"

Bolívar y el niño: "que si la lucha se dispersa
no habrá victoria popular en el combate."

Bolívar bolivariano
no es un pensamiento muerto
ni mucho menos un santo
para prenderle una vela
Un niño de Venezuela
tuvo un encuentro con él
oigan sonar sus espuelas
va cabalgando otra vez,
oigan sonar sus espuelas
va cabalgando otra vez.
  

Créditos:
photo credit: Simón Bolívar (statue) via photopin (license)

Temas a elegir:

Reflexiones Historia Canciones Libros propósito Biblia Relatos Concursos Poemas Frases Microrrelatos Películas #ReflexionaEsto Ciencia Educación amor pasado vida Khalil Gibran Personajes concurso ARMA UNA HISTORIA BASADA EN UNA IMAGEN Historia de Venezuela ciencia en tu vida concurso "FRASELETREANDO" concurso MICROFANTASY concurso de Microrrelatos "MICROLOVE" muerte Ciencias Sociales Representaciones Sociales Siglo XX Venezuela quimera Antropología TresDíasTresCitas amistad avanzar el otro #Historia #ViveLaHistoria #PasiónPorLaHistoria #TriviaRespuesta #TriviaHistoria #Trivia Cuentos Educación a Distancia El Profeta Espíritu Santo Funcionalismo Historiografía John Lennon Rosario Castellanos The Beatles adiós buscar destino dolor encontrar libertad plan de Dios proyecto de vida ser feliz servicio soledad tiempo verdad voluntad de Dios y si #creaunahistoria A day in the life ABBA Alice Herz-Sommer Ananké Anne Hathaway Así habló Zarathustra Augusto Cury Beatriz Alicia García Bee Gees Black Wolf Award Canción del Elegido Cesare Pavese Ciudadanía 2.0 Concurso “Mil Maneras de Morir” Cover my eyes Edgar Allan Poe El Idiota El breve espacio en que no estás El cuervo El principito El privilegio de amar Ensayo Estructuralismo Fiódor Dostoyeski Gané Mi Paz Gloria Estefan Google+ Haiku Heródoto Histoire du Cinema Historiografía Cristiana Historiografía Eclesiástica How I dreamed a dream I started a Joke In my life Interpretación de la Biblia Jabberwocky Jacinto Convit Jean Luc Godard Joan Manuel Serrat Ku Klux Klan Lewis Carroll Los Miserables Lucero y Mijares Luciano Pereyra Luis Miguel Luz de mis ojos Marillion Mecano Microcuentos Ministerio de la Defensa de Venezuela Mr Magorium Naturaleza Muerta Oscar Wilde Pablo Milanés Palabras de Amor Paráclito Pimpinela Premios Parabatais Pueblo Blanco Puedes llegar Rebelión Boxer Regla de Oro Rubén Blades Serrat Sin ti Soledad Bravo Talibán Tucídides Tácito Tú puedes Walt Whitman X-Men a diario abandono análisis crítico bondad búsqueda calidad de vida cambio catarsis cielo complejidad concurso ARMA UNA HISTORIA BASADA EN UNA CANCIÓN concurso de Microcuentos "MICROTERROR III" concurso de relatos "DEL MÁS ALLÁ" concurso de relatos "LA ÚLTIMA NOCHE DEL MUNDO" concurso de relatos "SAN VALENTÍN" concurso “FRASES EN IMÁGENES” consolación controlar los pensamientos crear deber decisión deseo desesperanza desvanecerse dime ven el ruiseñor y la rosa esclavitud espejo esperar existencia abierta gatos hechos sociales holismo imágenes no visualizadas Google+ indiferencia lazos lecciones madre. mamá maestra vida método científico niñez no generalizar objetivos oportunidad paradigmas plan a cuadros plan biográfico plan comparativo plan morfológico poder de la música presentación resumida querer racionalismo ser duros serendipia ternura tristeza una vida iluminada utilidad verdad cognoscible